Alrededor del 2004, año en que nació mi hijo más pequeño John, fue cunado comencé a implantar en mis pacientes las células del propio individuo para tratar los dolores de las rodillas, cadera, tobillo y hombro. Desde entonces, he tratado más de 2400 pacientes y de ellos, más de 2000 han tenido alivio y éxito significativo con el tratamiento. Además, estamos orgullosos de poder confirmar que el alivio de estos pacientes ha continuado por muchos años.

Mucho se habla y se escribe en la actualidad sobre células madre. Algunos grupos publican sobre el “sensacional poder de curar enfermedades” tales como la Diabetes, el Parkinson, el Alzheimer o la Esclerosis Múltiple. Sin embargo, otros grupos de personas y profesionales médicos tienen la opinión opuesta y muchos piensan que estos tratamientos son básicamente inefectivos.

¿Así que cuáles de estos dos polos opuestos tienen la razón?

La mayoría de los estudios publicados en revistas científicas tales como Nature o Cell (entre otras) en los últimos 20 años, se basan en investigaciones de células madre embrionarias, células cultivadas o modificadas (IPS), las cuales hasta ahora (y recalco “hasta ahora”) no han dado los frutos esperados. Por otro lado, muy poco se habla de las células madre “Autólogas Adultas” con la excepción de algunas investigaciones exitosas sobre el corazón en la Universidad de Miami y también numeroso casos exitosos en nuestro instituto en esta misma ciudad.

Para complicar aún más el tema, la prensa ha desviado grandemente la atención del poder de curación de las células madre a enfermedades tan complejas como la Diabetes, el Alzheimer, la Esclerosis Múltiple y el Parkinson y obvia el resultado excelente en otro grupo de enfermedades tales como la artritis y también su gran habilidad para efectivamente controlar el dolor.

Es por esto es que deseo exponer en este artículo, claramente lo que verdaderamente es la realidad actual y cuáles son los mitos sobre el “polarizador” tema de las células madre:

  • La realidad actual es que las células madre Autólogas Adultas (del propio individuo) funcionan de una manera excelente en problemas ortopédicos como: artritis de rodilla, cadera, hombro y además en trastornos de columna como discos rotos y degenerados. Solo una fracción de este consumado éxito, se encuentra en los más de 2000 casos exitosos de nuestro instituto, en los cuales no hemos tenido ni un solo efecto adverso, unos hechos que verdaderamente no pueden ser pasados por alto.
  • Por otro lado, un importante mito es que las células madre embrionarias, las cultivadas y las modificadas en laboratorios pudieran curar, pero hasta ahora no existe ninguna evidencia al respecto.
  • Otro usual mito es que las células madre embrionarias, las cultivadas y las modificadas no acarrean riesgos, pero existe evidencia de que ellas pueden formar tumores y existe además el peligro de contaminación y ya se han producido otras severas complicaciones como la ceguera.
  • Finalmente, tenemos el mito de que las células madre han logrado curar la Diabetes, el Alzheimer, la Esclerosis Múltiple y el Parkinson, pero (hasta ahora) tampoco hay ningún número o grupo de pacientes que reflejen este hecho, a pesar de numerosas y carísimas investigaciones.

Así que si usted, un familiar o amigo está interesado en recibir tratamiento con Células Madre o PRP, puede llamar al (305) 598-7777. Para más  información visite www.stemcellmia.com  (en inglés o español) y también en nuestro de YouTube @Stemcellmiami o siguiéndonos en Facebook y Twitter.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Translate »